Suspiro en una Jaula

Soy Jonás. Puede que mi madre eligiera ese nombre previendo que iba a ser tragado por una gran ballena. Y de momento me encuentro dentro de la barriga de ese mamífero, aún no me ha vomitado a la orilla. Está claro que Dios hace oídos sordos a mis plegarias. Aunque ... Leer más...