CARGANDO

Escribir para buscar

Cultura y comunicación

“Retrologando”, un canal cultural educativo y ameno

Compartir

Adelardo Méndez Moya es dramaturgo e investigador veterano del teatro español. Desde Málaga lanza misiles culturales en YouTube de no más de media hora sobre una variedad enciclopédica de temas culturales. Hace una semblanza biográfica y literaria de Bertold Brecht, y también informa y comenta el trabajo televisivo de Benny Hill, del personaje de Ágatha Christie Hércules Poirot, o del Simenon de Maigret, explica intríngulis de teleseries españolas y extranjeras, o de personajes de tebeo como Rompetechos.

En esta variedad está la fuerza de “Retrologando“. Televisión, películas, novelas de un tiempo que no volverá, pero que podemos conocer mejor a través de la creación artística

—No hay mejor manera de mirar al futuro que echando la vista atrás. En Retrologando potenciamos los recuerdos, propios y colectivos, porque ellos nos acompañarán siempre durante el camino de la vida. Repasamos parte de la historia reciente de diferentes géneros, en su mayoría artísticos y culturales, que nos evocan y despiertan las emociones que sentíamos entonces. No nos gusta llamarlo nostalgia pero reconocemos que es una palabra que define bien lo que queremos expresar. En definitiva, aquí hablamos de la vida misma, aunque sea en pasado.

La experiencia profesional de Adelardo es la base de su trabajo, pero cuenta con amigos, colaboradores, y sobre todo con Enrique Sierra Palmerola, periodista y divulgador cultural, que ha trabajado en Onda Cero, y edita y prepara los vídeos para su emisión. Un encuentro casual fue el inicio de una colaboración que dura ya dos años largos.

—No puedo decir cuándo empezamos, porque el canal estaba ya iniciado. Iba un día por la calle y me encontré a mi amigo Enrique, amigo de toda la vida, en un puente de Málaga, y vi que había un señor con una cámara que le estaba grabando. Esperé a que terminara de grabar, nos tomamos una cerveza y me dijo: “Te voy a hacer un video”. Y yo, “¿Un video de qué?” “Habla de lo que sea, por ejemplo, de Buero Vallejo”. Y ese fue mi primer video. Ya no paré. “Retrologando” existía, y yo me incorporé y aporté mi conocimiento. Hablo de figuras reconocidas en la cultura española e internacional. Muchos de ellos son poco conocidos, y yo aporto información sobre ellos, que extraigo de mis fondos y de mis materiales acumulados al cabo de los años.

El punto nostálgico funciona muy bien, dice Adelardo, y afirma que en Hispanoamérica tiene más seguidores que en España. Algunos de los videos tienen más de 30.000 entradas.

— Hay tres universidades de Estados Unidos que ponen los videos de los autores españoles modernos para sus clases, en Indiana, en Chapman y en Tennessee. También hablamos de series clásicas de televisión, pero ya empezamos a tocar series contemporáneas, de literatura de género, sobre todo novela negra. Y mucho cine, lo mismo hablamos de una película de Toni Leblanc que de una de Lubisch.

La regularidad es la norma. Adelardo prepara los videos con la suficiente antelación como para cubrir ausencias por razones profesionales o por viajes.

—De lunes a viernes se suben siempre videos. Los lunes de teatro, los martes de cómics, los miércoles de televisión, los jueves de narrativa de género, y los viernes de cine. Además, también hemos hecho algún directo, pero sin regularidad. Nunca hemos fallado desde que me incorporé en febrero de 2019, con ese primer video improvisado, una semblanza de Buero Vallejo.

Adelardo sólo se confiesa responsable de la preparación y presentación de los temas en YouTube. Enrique es el responsable técnico y el webmáster. La página de Facebook,  la página web y la página de Instagram de Retrologando, son cosa de Enrique Sierra. El lector interesado puede enlazar con las direcciones suministradas, y pasar un buen rato aprendiendo lo que le interese, y también enviando comentarios.

Enrique Sierra Palmerola
Adelardo Méndez moya

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.